Durante mi estancia en Aragón decidí visitar Tarazona, en la Comarca del Moncayo. Elegí este destino por su historia, por sus lugares que hay que ver y por su cercanía a Zaragoza, así que pudiera hacer una excursión diaria moviéndome en bus sin problemas.

 

Cómo llegar a Tarazona

Tarazona pertenece a la provincia de Zaragoza y se situa a unos 80 km de la capital aragonesa, en el corazón de la Comarca del Moncayo, un área que me gustaría ver en otro viaje por aquí. Si no tenéis vuestro coche, hay varias compañías de autobuses para Tarazona desde varias ciudades españolas:

  • Therpasa, línea ZaragozaSoria (la que utilicé);
  • Conda, línea hacia Pamplona;
  • Renfeiningo, línea entre Salamanca y Barcelona.

El recorrido que hice desde Zaragoza tardó una hora y media, con salida (y llegada por la tarde) desde la estación de autobuses Delicias (en le mismo edificio está la estación de trenes), mientras la estación de Tarazona se encuentra en Avenida de Navarra, una ubicación muy céntrica e ideal para visitar el casco histórico.

 

Qué ver y hacer en Tarazona en un día

Las distancias que hay entre los varios monumentos y sobre todo entre el núcleo medieval, ubicado arriba, y la zona más moderna por abajo, permiten visitar Tarazona en un día dando un paseo tranquilo por sus calles llenas de historias.

Además, si planeaís una estancia más larga podéis disfrutar de su cercanía, una comarca fascinante donde destacan el Parque del Moncayo y el Monasterio de Veruela.

 

La Catedral de Tarazona

La localidad aragonesa es conocida como la ciudad del mudéjar, eso por la gran relevancia de este estilo arquitectónico que caracteriza muchos sitios e iglesias.

El edificio más emblemático de Tarazona es la Catedral de Nuestra Señora de la Huerta, considerada el mejor ejemplo de arquitectura gótica en Aragón. Aparte del campanario en mudéjar, la iglesia que se ve hoy es el resultado de los diferentes estilos arquitectónicos que se utilizaron a lo largo de las épocas pasadas. Los interiores nos ayudan a comprender mejor todo y la historia completa de la Catedral.

La visita guiada tarda unos 50 minutos y también incluye el quiosco, desde donde hay un vistazo precioso del campanario y de los techos. Os recomiendo el tour porque permite conocer las anéctodas y en particular el significado de las capillas y de las obras que se encuentran por el interior. Y si lleváis niños, eso no va a ser un problema ya que para ellos ha sido pensado un itinerario específico parecido a un juego con premio final. Que ver en Tarazona en un día: la Catedral

Que ver en la Catedral de Tarazona: el quiosco

© Excmo. Cabildo de la Catedral de Tarazona

 

Que ver en la Catedral de Tarazona en Aragón: el Retablo Mayor

© Excmo. Cabildo de la Catedral de Tarazona

Que ver en la Catedral de Tarazona: "La Capilla Sixtina del Rinacimiento español"

© Excmo. Cabildo de la Catedral de Tarazona

Que hay que ver en la Catedral de Tarazona: la Virgen embarazada

© Excmo. Cabildo de la Catedral de Tarazona

La Catedral me encantó, una pequeña joya que me impresionó mucho también gracias a las obras de restauración apenas acabadas. Pude mirar así un edificio tan limpio que todo parecía nuevo y fue posible descubrir la Capilla Sixtina del Renacimiento español, unas pinturas únicas y estupendas que albergan en la cabecera y en el cimborrio. Igualmente, otra cosa que me sorprendió completamente fue la escultura de la Virgen embaradaza, situada al lado de una Capilla cerca del Retablo mayor… ¡nunca he visto algo así!

La Catedral está colocada en una plaza apenas renovada y justo por abajo hay obras de excavaciones porque se han encontrado las ruinas de la antigua ciudad romana. En los próximos años será posible visitarlas y eso, por lo menos para mí, ya me convince para volver.

Para más informaciones sobre la Catedral y las visitas: http://www.catedraldetarazona.es/horario-catedral-tarazona.html

 

La Plaza de Toros vieja de Tarazona

Cerca de la Catedral, es una de las plazas más particulares que haya visto en mi vida. Eso por su forma octagonal, rodeada por 32 habitaciones privadas. Este sitio es una de las razones por la cual decidí visitar Tarazona, estaba muy curioso de verlo en vivo.

Fue construida entre los años 1790-1792 y sirvió como arena hasta el 1870, después se realizó otra Plaza de Toros más amplia. Por su historia, en el 2001 fue inscripta en el listado de «Bien de Interés Cultural» y en la «Asociación de las Plazas Históricas de España«. Sitios para visitar en Tarazona en un día: la Plaza de Toros vieja



Recorrido a pie por el casco histórico de Tarazona

El núcleo medieval de Tarazona es el símbolo de la historia de una ciudad que, ubicada en una posición de frontera con los reinos de Castilla y León, La Rioja y Navarra, ha sido protagonista de varias ocupaciones: romana, visigoda, árabe y por último cristiana, dejándonos un legado arquitectónico-cultural de inestimable valor.

Dicho eso, el centro histórico es bastante pequeño y se puede visitarlo a pie sin problemas, todos los edificios más importantes están cercanos, separados por calles tan estrechas que, cuando los coches transitan, tu hay que pararte porque no hay espacio bastante para ambos.

El itinerario empieza mirando el Ayuntamiento lo cual, con su fachada decorada con una galería y con la representación de los personajes mitológicos y escudos imperiales, es el más bonitos que haya visto. Al otro lado de la Plaza España se encuentra el monumento al Cipotegato, un personaje disfrazado de arlequín y símbolo de las fiestas de Tarazona en las cuales, del 27 agosto al 1 de septiembre, se celebra el patrón San Atilano. Que ver en un día en el centro histórico de Tarazona: el Ayuntamiento

Detrás del Ayuntamiento, donde las calles son aún más estrechas, se visita la Judería, el antiguo barrio judío que existe desde hace el siglo XII°.

Hoy, rodeado por lo que queda de las murallas, incluye plazas, iglesias y las famosas casas colgadas, ¡un rincón precioso que no hay que perderte! Que ver en Tarazona en un día: las Casas colgadas

Hacia oeste se puede mirar el legado renacentista de Tarazona, aquí se encuentran el Convento de la Concepción, consacrado en el 1546 y construido junto a las murallas y dos torreones, y la Iglesia de San Miguel, realizada en los primeros años del XVI° siglo y que todavía conserva una de las puertas góticas originales.

Se llega así a la zona que más me gustó, es decir el área al lado de las murallas hacia la parte baja de la ciudad. Hay que ver la Iglesia de S. María Magdalena donde, como en la Catedral, destaca el campanario en estilo mudéjar. Muy cerca se puede mirar el Palacio Episcopal, otro símbolo de Tarazona. Desafortunadamente solo he podido imaginar su fascino porque estaba cerrado y con andamios alrededor. El edificio tiene una historia larga, de hecho fue una ciudadela musulmana al principio, luego residencia de los Reyes Católicos, siguen obras de ampliaciones hasta llegar al Palacio actual. Que ver en el casco histórico de Tarazona: las murallas medievalesQue ver en Tarazona en un día: la Iglesia de Santa María Magdalena

Para acabar el recorrido por el casco medieval de la ciudad aragonesa os consejo ir al mirador de Prudencio, una terraza sobre Tarazona con la posibilidad de reconocer su Catedral y la Plaza de Toros vieja.

Una vez abajo, antes de despedirse, hay otros puntos panorámicos con vistas preciosas del barrio antiguo, en particular desde los puentes sobre el río Queiles y paseando por el parque de Pradiel. Que hacer en Tarazona en un día: llegar al Mirador de PrudencioQue ver en Tarazona en un día: vista desde el puente sobre el río QueilesQue ver en un día en Tarazona: el Parque de Pradiel

Para más informaciones y detalles sobre lo que ver y hacer en Tarazona y alrededores:

  • Tarazona Monumental, fundación para preservar y promover el patrimonio histórico-artístico de la ciudad;
  • Turismo Tarazona, página web de la Oficina de Turismo de la ciudad.

Si necesitáis de alojamiento barato en Tarazona os dejo el enlance a la página web de Booking.com para encontrar las mejores ofertas disponibles.




(Visited 345 times, 1 visits today)