La provincia de Valencia cuenta con varios pueblos con encanto que merece la pena visitar con una excursión de un día. Son destinos donde no hay tanto turismo como en la capital de la comunidad, así que se pueden disfrutar con más tranquilidad. Durante mi último viaje tuve la oportunidad de descubrir algunas localidades para conocer el patrimonio histórico y cultural de esta zona de España.

Son pueblos cercanos a Valencia y por eso están muy cómodos para llegar en transporte público, sobre todo en tren. He dedicado un día para cada sitio y fue suficiente para ver los lugares de interés más emblemáticos. Primeta etapa fue a Manises.

 

Qué ver y qué hacer a Manises en un día

A Manises se encuentra el aeropuerto de Valencia y por aquí pasan las líneas 3 y 5 del metro hacia el centro ciudad. Dicho eso, la localidad merece una parada porque lleva 700 años de actividad ceramista. Así que durante la estancia pude visitar unos talleres y otros lugares que me permitieron aprender más sobre esta tradición.

 

Cómo llegar a Manises del aeropuerto

Manises dista 8 kilómetros de Valencia y se puede llegar fácilmente en metro gracias a las líneas 3 y 5 que unen el aeropuerto con el centro ciudad. El metro de Valencia está dividido en zonas: el aeropuerto está en la D, Manises en la B y el centro en la A.

En Manises hay dos paradas – Rosas y Manises – y para viajar hace falta un billete de tres zonas (BCD) que se puede adquirir en la taquilla del aeropuerto, no en las máquinas automáticas. La primera parada está cerca de algunos hoteles, la segunda es más cómoda por la visita.

 

Dónde dormir en Manises

Buscar un alojamiento en Manises puede ser útil también para quién quisiera visitar Valencia ahorrando un poco de dinero. De hecho, para llegar en centro solo se tarda una media hora en metro.

Elegí el Hotel Travelodge Valencia aeropuerto, ubicado justo enfrente de la estación del metro Rosas y a 10-15 minutos paseando del centro de Manises. Estuve en una habitación doble para uso individual con baño privado. A pesar de estar en el primer piso y frente a la calle, no oí ningun ruido nocturno.

En la planta baja, justo al lado de la recepción, se sirve el desayuno de buffet al precio de 7,5 €. No sé la calidad porque como no lo tenía incluido he preferido ir a otro sito.

Donde dormir en Manises: Hotel Travelodge Valencia aeropuerto Recepción y sala del desayuno al Hotel Travelodge Valencia Aeropuerto en Manises

 

Los lugares más emblemáticos de Manises

Manises es sin duda la ciudad de la cerámica. El impulso fue dado por los romanos y sobre todo por los musulmanes que desarrollaron algunas de las técnicas de producción que se conocen hoy, por ejemplo el reflejo metálico. Más de 700 años después, la tradición sigue viva gracias a los artesanos locales, un auténtico patrimonio que hace de Manises – ayer como hoy – punto de referencia mundial de este tema.

Decoraciones en cerámica en los edficio de Manises - Provincia de Valencia, España Cerámica en Manises - Valencia, España

 

Edificio «El Arte»

Llego a Manises por la tarde y la visita comienza oficialmente mirando el edificio «El Arte», construido en 1922 y donde destaca su maravillosa fachada – decorada con la técnica del reflejo metálico –  con azulejos pintados en dorado y en azul de cobalto sobre fondo blanco.

Qué ver en Manises (Valencia): Edificio el Arte

En la planta baja se encuentra la oficina de Turismo y aquí conozco a Mayra, mi guia por las próximas horas. La primera etapa es el MUMAF Museo de Manises de Fotografía – inaugurado en 2011. Se puede observar un montón de prototipos de cámaras fotográficas y accesorios que Carlos Sanchis y su mujer Concepción García donaron al Ayuntamiento en 2009. La muestra nos enseña como la tecnología ha cambiado y evolucionado a lo largo de décadas.

Visita del MUMAF en Manises - Provincia de Valencia, España Qué ver en Manises - El museo MUMAF, en el Edificio El Arte

En la misma planta se celebra la Bienal Internacional de Cerámica, llegada este año a la XIII edición.

Participan artistas de todo el mundo y para ellos es un evento fundamental porque les permite exhibir sus piezas y quizás… también ganar! Para que os hagáis una idea, en la segunda fotografía abajo se puede mirar la obra ganadora, ¿qué os parece?

Bienal Internacional de Cerámica en Manises - Edificio El Arte (España) Obra ganadora de la última Bienal Internacional de Cerámica de Manises

 

Taller «Cerámicas Palanca»

Luego nos dirigimos al primer taller – Cerámicas Palanca, en Calle Cementerio, 24A – donde así empiezo a aprender las primeras nociones sobre las técnicas tradicionales de la actividad.

En este caso el elemento distintivo es la producción de morteros. Llamado mortaio en italiano, se trata de algo muy familiar para mí porque donde vivo yo, cerca de Génova, se utiliza para hacer el pesto, uno de los productos típicos de Liguria. De todas formas, aquí existe de varios tamaños pero todos son amarillos y llevan una mancha pintada manualmente. Durante la visita puedo observar algunas fases de la fabricación artesanal y al final ver el mortero acabado. Además, en la fábrica es posible comprar todos los objetos disfrutando de un precio ventajoso.

Tengáis en cuenta que se puede visitar este y otros talleres en pequeños grupos. Para saber horarios, precios y más detalles os consejo contactar directamente a la oficina de Turismo de Manises.

Visita del taller "Cerámicas Palanca" de Manises - Provincia de Valencia Los morteros de "Cerámicas Palanca" en Manises (España)

 

Taller «Arturo Mora»

Muchas veces la pasión por la cerámica es algo que se transmite de generación en generación. Un ejemplo es Arturo Mora (Calle Maestro Serrano, 1-bis), especializado en la complicada técnica del «reflejo metálico«, tal y como lo que hacía su bisabuelo al final del siglo XIX.

Arturo se dedica a la reproducción de las obras maestras de cerámica hechas en Manises entre los siglos XIV-XVIII y además crea sus propias piezas con el torno, las pinta a mano y luego las cocinas según la técnica que se utilizaba en pasado, especialmente durante la época árabe.

Antes de salir pude admirar algunos de los objetos que aún estaban en producción quedándome sin palabras mirando el gran talento de su creador.

Talelr "Arturo Mora" en Manises y su reflejo metálico

 

Avenida Blasco Ibáñez, Antigua Escuela de Cerámica, Parque Els Filtres ed il Mercado Municipal

El día siguiente salgo temprano porque quiero dar una vuelta por la ciudad y fotografiar sus calles, plazas y edificios más bonitos. Mi itinerario empieza desde la Avenida Blasco Ibáñez, donde hay un monumento dedicado al ceramista local. Cerca de la estatua se encuentran una serie de bloques de cerámica que representan, por un lado, las varias fases de la fabricación, por otro lado, la vida y las obras de Ibáñez.

Avinguda Blasco Ibáñez a Manises, provincia de Valencia

Bordeando los palacios enriquecidos con decoraciones en cerámica llego en frente del edificio neoclásico que albergaba la primera escuela de cerámica de Manises. Otros lugares imprescindibles son la Iglesia Parroquial de San Juan Bautista, en particular los azulejos decorados con reflejo dorado, y la Capilla de San Antonio, construida sobre las ruinas de la precedente iglesia. Poco antes de la oficina de turismo se encuentra el Parque El Filtres donde se han instalado unos paneles en cerámica que cuentan la historia de la Comunidad Valenciana. Un poco más allá, el Mercado Municipal destaca por las decoraciones que representan las costumbres y tradiciones de los mercados típicos del siglo XVIII. Paseando por la calle descubro que Manises está hermanada con Montelupo Fiorentino, ciudad italiana conocida por la producción de cerámica y donde mi padre tuvo la oportunidad de seguir un curso sobre este tema.

Fachada de la escuela de cerámica de Manises Vistazo de la Iglesia Parroquial de San Juan Bautista de Manises - Valencia, España Qué ver en Manises: el Parque "El Filtres" El Mercado Municipal de Manises en provincia de Valencia

 

Taller «Cerámica Valenciana de José Gimeno Martínez»

De vuelta a la oficina de turismo conozco a Lucrezia con la cual voy a visitar uno de los talleres más emblemáticos de Manises, es decir, la Cerámica Valenciana de José Gimeno Martínez (Carrer de l’Hort, 1).

De hecho, lleva más de 100 años de historia y, por lo tanto, queda muy claro porque sea fácil encontrar esta «marca» también en otros sitios de Manises. El encanto del lugar ya se nota en el exterior, gracias a los azulejos de cerámica colocados como elementos decorativos de la escalera. La visita empieza descubriendo las máquinas utilizadas  durante el proceso de fabricación hasta que, cuando subo arriba, de repente me encuentro rodeado de verdaderas obras de arte en cerámica. Aquí está la tienda donde es posible comprar piezas… ¡a kilómetro 0!

Visita del taller "Cerámica Valenciana José Gimeno Martínez" de Manises Tienda en el interior del taller "Cerámica Valenciana José Gimeno Martínez" en Manises

El taller incluye también una exposición-museo en la cual es posible conocer la historia de la cerámica local y su evolución a través de los siglos hasta el día de hoy. Y no es todo porque tengo también la suerte de poder admirar en vivo dos artesanos realizando un par de obras. No hay palabras, ¡solo debo felicitarles por sus inmenso talento!

Visita del Museo en el taller "Cerámica Valenciana José Gimeno Martínez" en Manises Trabajo artesanal en "Cerámica Valenciana José Gimeno Martínez" de Manises - Provincia de Valencia (España) Artesano trabajando en la "Cerámica Valenciana José Gimeno Martínez" de Manises

 

Desayuno a «Casa Guillermo»

Acabamos la visita del taller justo a la hora del desayuno. Elegimos el Bar Restaurante Casa Guillermo (Carrer Valencia, 34), conocido por ser el Rey de anchoas, como dice también el ladrillo al lado de la entrada. Lo que hace único este sitio es su ubicación, una antigua fábrica de cerámica construida en 1870 y hoy declarada «Monumento protegido«.

El restaurante es un lugar muy acogedor, las paredes están decoradas con gusto y es posible mirar pinturas, collecciones de botellas, objetos de época y claramente mucha cerámica.

Desayuno al Bar Restaurante "Casa Guillermo" de Manises La sala de "Casa Guillermo" a Manises

 

Asociación Valenciana de Cerámica AVEC-Gremio

Justo en frente del bar se encuentra el edificio de la Asociación Valenciana de Cerámica AVEC-Gremio, una organización sin ánimo de lucro que se ocupa de la promoción de la fabricación de cerámica de alta calidad.

Hay una tienda donde es posible comprar las piezas producidas por los talleres asociados, además hay otros espacios que albergan exposiciones y varias actividades para niños. Visitando una de las salas conozco a David de Drac Cerámica mientras trabaja con el torno para realizar objetos a tema navideño (fui a Manises en la mitad de noviembre). Lo miro «en acción» y pienso a cuando yo era pequeño y me gustaba ver mi abuelo hacer lo mismo… ¡que coincidencia!

Tienda donde comprar los productos de los asociados AVEC de Manises - Provincia de Valencia Exposición de cerámica en el edificio de AVEC en Manises Productos navideños en cerámica - AVEC de Manises (España) Trabajo con el tornio - AVEC de Manises

 

Museo de Cerámica

Mi recorrido acaba al Museo de la Cerámica de Manises, situado en un edificio del siglo XVIII en calle Sagrario 22.

Inaugurado en 1967, conserva diferentes colecciones de cerámicas locales realizadas del siglo XIV al día de hoy. Para mí, una de las salas más fascinantes es la cocina, gracias a las decoraciones con azulejos que representan escenas de caza y creados por el taller de José Gimeno Martínez. La muestra está dividida según el período histórico, dando espacio también a algunas de las obras premiadas durante la Bienal Internacional de Manises.

Tuve solo una media hora para visitar el museo – entrada libre – pero os recomiendo dedicar por lo menos una hora.

Qué ver en Manises en un día: el "Museo de Cerámica" Visita del Museo de Cerámica en Manises

Mi estancia en Manises termina aquí, una experiencia breve pero muy intensa que me ha permitido descubrir más de siete siglos de arte y tradiciones relacionadas con el mundo de la cerámica. Este patrimonio sigue siendo «vivo» más que nunca gracias al trabajo de los artesanos locales que hoy representan el corazón y el alma de la ciudad en las afueras de Valencia.

Al final, debo agradecer a Mayra y Lucrezia de la oficina del turismo por haberme acompañado en los dos días y también a todas las otras personas que he encontrado y que me han enseñado un montón de cosas sobre la cerámica.




(Visited 384 times, 1 visits today)